Zapatero / Merkel: el “deshielo” es un combate

April 19, 2006

El primer encuentro de Ángela Merkel y José Luis Rodríguez Zapatero, mañana, en Berlín, consagrado a discutir “a solas” de relaciones bilaterales, europeas y trasatlánticas, puede facilitar el “deshielo” de un diálogo peligrosamente bloqueado, desde hace tiempo, si el primer ministro español aceptase modificar unas posiciones diplomáticas que lo han aislado significativamente en la nueva escena continental europea.

Zapatero llegó al poder celebrando la “reinstalación de España en el corazón de Europa”, aludiendo a su “alianza privilegiada” con el difunto “eje” franco-alemán, representado, a su modo de ver, por el dúo Chirac-Schroeder. Desde mucho antes, la inmensa mayoría de los miembros de la UE denunciaban el comportamiento de París y Berlín, dinamitando el antiguo Pacto de estabilidad, paralizando la construcción política de Europa, creando graves problemas para el futuro mismo de la UE, víctima de los arcaísmos franco-alemanes.

 

Cuando el semanario Newsweek concedió a Chirac el “título” de “último dinosaurio de Europa”, Zapatero todavía era el único dirigente europeo en “apoyar” al presidente francés, creyéndose erróneamente correspondido. Cuando Angela Merkel ganó las últimas elecciones generales alemanas, Zapatero todavía cometió el inmenso error de tratar con penosa ligereza a la primera canciller de la historia de Alemania, convertida en pocas semanas en una figura determinante para todos los equilibrios europeos y trasatlánticos.

 

El primer encuentro “a solas” con Angela Merkel, en Berlín, se consuma a los seis meses de la llegada al poder de la canciller, cuando todos los equilibrios europeos han cambiado en detrimento de las posiciones diplomáticas españolas.

 

En el terreno institucional, Francia sigue siendo el trágico escollo que hipoteca todas las alternativas de la construcción política de Europa. Tras el no francés al proyecto de Tratado constitucional, la UE debe esperar el fin de la presidencia Chirac, para poder avanzar nuevas alternativas. Y las posiciones de la canciller alemana sobre el futuro de la UE y las relaciones con Washington, con Moscú están muy alejadas de las posiciones españolas.

 

Ante el caso Endesa-E.On, Berlín, Londres, Roma y toda Europa del Este han denunciado el “arcaísmo” del “nacionalismo económico” de París y Madrid. Más allá de ese caso concreto, Merkel es partidaria, como José María Aznar, de aplicar las reformas liberales de la Agenda de Lisboa, dinamitada por el dúo Chirac-Schroeder.

 

Mientras el primer ministro español ha estado muy absorto en la política nacional, descuidando sin contactos personales la escena europea, durante el último semestre, Ángela Merkel ha trabado una vasta red personal de complicidades e influencia. En el terreno institucional, la canciller alemana ha elaborado con el canciller austriaco varias iniciativas. En el terreno económico, la coalición alemana está muy alejada del inmovilismo francés, muy próxima a las posiciones inglesas y de toda Europa del Este. En el terreno político europeo, Zapatero está visiblemente solo, por ahora, mientras que la Merkel ya tiene relaciones privilegiadas con todos los líderes emergentes y en el poder, en Francia, en Inglaterra, en Italia, Austria.

 

El arcaísmo ideológico,  y una visión antiquísima y difunta de la construcción política de Europa, han puesto a la diplomacia gubernamental española en una posición más o menos periférica. Los penosos comentarios de José Bono sobre Tony Blair (“.. ese gilipollas..”), y los comentarios personales de Zapatero sobre la Merkel, dejaron al descubierto  el aislamiento voluntario del gobierno español. En Europa, las figuras dominantes, en el poder, siguen siendo el primer ministro británico y la canciller de Alemania. España tiene importantes intereses en Francia, pero el presidente Chirac ha dejado de ser un interlocutor creíble en Europa, donde el interés, la sensatez y la lógica sugieren la necesidad de una reorientación diplomática que ofrezca nuevas alternativas y oportunidades.

2 Responses to “Zapatero / Merkel: el “deshielo” es un combate”


  1. […] Ha muerto Claude Esteban. Solo Liberation lo recuerda con simpatía. Hijo de un refugiado español, fue un gran poeta, un gran traductor de poesía escrita en castellano (Góngora, Antonio Machado, Lorca, Octavio Paz, entre otros) y un ensayista de talento. Sus libros sobre Chillida y Luis Fernández son obras de referencia, indispensables. Enseñó literatura española en el Centro de estudios hispánico de la Sorbonne de la rue Gay Lussac, frente a mi antigua casa, donde también trabajaron Jorge Guillén y Pedro Salinas. Las instituciones españolas en París confirmaron con él su penosa indigencia: jamás invitado a participar en la difusión de la cultura española; él, que fue un príncipe de hispanistas. [ .. ] Európolis. Zapatero / Merkel: el “deshielo” es un combate. Desigualdades fiscales en Europa. [ .. ] Claude Esteban ha sido traducido al castellano por María Victoria Atencia, “Coyuntura del cuerpo y del jardín”, Ed. Renacimiento. […]


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: